lunes, 4 de julio de 2016

Frases de la semana: Los árboles mueren de pie

Portada de libro de mercadoolibre.com 

Los árboles mueren de pie, es un libro que leí ya hace más de cuatro años, de Alejandro Casona. Hoy quiero volver  a recordarla compartiéndoles alguna de las frases que se encuentran a lo largo de la historia. Un libro acerca de las Ilusiones, de verdades y mentiras. En lo personal me encantó esta historia, me gustó conocer a cada una de los personajes, personajes que trabajaban por una "Causa" aunque eso significara mentir sin remordimiento, otros personajes que vivían de ilusiones, envueltas sus sonrisas maquilladas con mentiras de las personas que más amaban, y otros creyendo sus propias mentiras olvidando que todo era una mentira.

Hace poco México realizó una adaptación del libro llevándolo a los cines llamado "Ilusiones S.A.", aunque me gusta más el libro, la película es amena, con un mensaje positivo, que refuerza la importancia de la familia.

Fotografía de la película: Ilusiones S.A.




Nota: las frases son del libro, no de la película

Les dejo con las frases:

“Que no me vean caída. Muerta por dentro, pero de pie. Como un árbol.”

“Dígalo, dígalo sin miedo; tal como va el mundo todos los que no somos imbéciles necesitamos estar un poco locos.”

“En aquel momento comprendí que iba a ser suya para siempre, aunque fuera de lejos, aunque él no volviera a verme nunca más.”

"Tienes demasiado corazón. Nunca serás una verdadera artista".

"Un simple animal, por maravilloso que sea, no puede compararse nunca con un artista"

“Hace un momento tenía la preocupación de que no le querías bastante y ahora casi me da miedo verte quererle tanto”

"Mira ese jacarandá del jardín: hoy vale porque da flor y sombra, pero mañana, cuando se muera como mueren los árboles, en silencio y de pie, nadie volverá a acordarse de él. En cambio si lo hubiera pintado un gran artista, viviría eternamente"

“Tu aliento se me fue haciendo costumbre, y ahora lo único que sé es que ya no podría vivir sin él; lo necesito junto a mí y para siempre, contra mi propia almohada"

"Ya ni siquiera pedía que me quisieran, me hubiera bastado alguien a quien querer"

"Yo puedo cruzar por una vida un momento, pero no puedo quedarme"

"¿No cree usted que sembrar una inquietud o una ilusión sea una labor tan digna por lo menos como sembrar trigo?"

"¿Sabe usted lo que es esperar veinte años para vivir un solo día y cuando ese día llega encontrarlo también negro y vacío?"

"Es asombrosa esa manera que tenéis los soñadores de no ver claro más que lo que está lejos."

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario¡¡¡